La terapia Matt Groening

simpsons-Matt-Groe_2190248b

A los dos años las rabietas de mi hijo eran impredecibles e impresionantes. Sin diagnóstico,  verlo así era totalmente frustrante.  Cargarlo o llevarlo en brazos no aminoraba su estado,  lo exacerbaba por su resistencia a ser tocado que desde luego yo desconocía. Cierta madrugada algo pasó. Salimos de su habitación y entre gritos y forcejeo señaló un video de Los Simpsons de esos grabados por mi hermano apilado junto a unos libros. Al preguntarle sí quería ver el video me respondió con una sonrisa que extinguió su llanto.  Y así durante varias semanas estos personajes ojones y amarillos fueron mi salvavidas y el de mi hijo.  Sin otra forma o conocimiento de manejo,  sin importar los regaños del pediatra, que lejos de aconsejar juzgaba bajo el prejuicio demalcrianza de un niño consentido, sin importar que no fuera un cartoon creado para niños precisamente y dado el disgusto que le producía cualquier programa infantil (odiaba Plaza Sésamo) eché mano de los Simpsons para lograr acceder a esa difícil e indescifrable mente y no me arrepiento,  aunque confieso hubiese preferido algo más constructivo.

Homero y Bart le fascinaban,  repetía de memoria sus frases graciosas y las no tan graciosas,  al final solo me importaba que hablara.  Por eso Ay Caramba! era música para mis oídos, amarillo era su color favorito y la canción de inicio del programa lo conectaba. De toda esta aventura dan cuenta los 25 cassetes de video que aguantó la videograbadora hasta que se averió justo cuando la internet llegó a casa y un nuevo amigo,  el computador mantuvo su afición.

Se redujeron las rabietas,  produjo más palabras y encontró una válvula de escape a un mundo que no entendía su condición hasta cuatro años después diagnosticada (y aún así no la entienden). Sebastián ha sido muy ecolálico y convirtió muchos diálogos del programa en una forma funcional de comunicación: “quieres hamburguesa krusty” “mmm rosquillas” “una limonada por favor” fueron sus primeras frases.

Y como si guardara fidelidad al autor de los Simpson su gusto variaba hacia Futurama y en Bender,  el robot,  como su favorito encontró el juego imaginativo y empieza a interesarse por dibujar.

DSC_0087

 

 

 

 

 

 

Los números no los aprendió por la vía de los didácticos sino asociando el número del cassete que contenía el capítulo de su interés. En el computador sabe elaborar links de favorito que facilitan la búsqueda o explora en el historial del navegador. Los aprendizajes se fueron enganchando en algo divertido y motivador.

Su capítulo favorito es Homero 3D,  le interesa el universo con sus agujeros negros y me pregunta a dónde van a dar! Y ni les cuento cuando salió la película…

Leer y escribir no han quedado a salvo de la influencia amarilla. Aprendió el abecedario con personajes de los Simpson. Ahora trabajamos asociando y descibiendo imágenes.

interior super

 

 

 

 

 

 

 

 

Adicional a todo esto en las noches de insomnio de él y obligadas para mi, se ha inventado un juego que reemplaza contar ovejas y es nombrar personajes. Él dice nombres,  yo tengo que completar apellidos: Montgomery … Burns, Barney… Gómez… Philip J… Fray y así hasta que se duerme o me duermo yo primero.

Le debemos mucho a ese dibujante que un día se sentó en una sala de espera y creo a la familia Simpson en cinco minutos. Para muchos es un programa perjudicial y nocivo,  para mi,  para mi hijo, ha sido una herramienta inusual . Abrió la puerta a otros intereses que quizá por los métodos “convencionales” ni siquiera se habrían dado.

Ahora trabajamos descripción,  asociación y creación de historias justo con esos personajes.  Y como dato curioso odia las últimas temporadas del programa,  seguramente por sus historias tan complicadas.  Prefiere los viejos capítulos,  esos que lo hacen reír y olvidarse un poco de su historia real. Esto es lo que llamamos “Terapia Matt Groening”.

DSC_0523

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s